blog

Cinco beneficios de tener un gato para la salud

Existen muchos estudios que demuestran que tener una mascota es beneficioso para la salud.

Conoce hasta dónde llegan los beneficios de tener uno o varios gatos como mascota.

  • Reducen el estrés

Cinco beneficios de tener un gato para la salud

Acariciar gatos reduce los niveles de cortisol (hormona relacionada con el estrés). Se cree que también tener contacto físico con gatos incrementa en humanos la producción de ondas tetha cerebrales, que producen estado de relajación y calma profunda.

Te puede interesar: Cómo entretener a las mascotas durante el confinamiento
  • Efecto terapéutico en personas con autismo

Cinco beneficios de tener un gato para la salud

El contacto físico con las mascotas incrementa los niveles de oxitocina, una hormona que está vinculada con el establecimiento de relaciones sociales. Un estudio encontró niveles menores de oxitocina en sangre de niños autistas. Se ha comprobado que el incremento de niveles de ocitocina disminuye las conductas repetitivas y mejora la habilidad de evaluar el significado emotivo de la entonación al hablar.

  • Inspiran emociones positivas

Cinco beneficios de tener un gato para la salud

Una encuesta realizada a siete mil personas en 2015 indicó que ver videos o fotografías de gatos suponía un incremento en las emociones positivas como felicidad y esperanza en las personas que visualizaban.

Te puede interesar: ¿Puede mi gato contagiarme el coronavirus?
  • Ronroneo sanador

Cinco beneficios de tener un gato para la salud

Esta vibración sonora estimula la curación de tejidos, especialmente en lesiones que afectan a tendones y músculos. También reduce el dolor y ayuda a incrementar la densidad ósea.

  • Protegen el corazón

Cinco beneficios de tener un gato para la salud

Convivir con mascotas se ha asociado con la diminución del estrés, la reducción de la presión sanguínea y por lo tanto menor riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Un estudio en 2008 demostró que 400 personas que tenían una mascota tenían menor riesgo de sufrir un infarto de miocardio que los que no vivían con felinos.

 Te puede interesar: Cómo deshacerse de las pulgas en animales domésticos