blog

La historia de Blanca Hernández, sobreviviente de cáncer, te inspirará

Blanca Hernández es una mujer valiente de 50 años y nació el 2 de agosto de 1970 en La Libertad, El Salvador y tiene 30 años de vivir en nuestro país. Es mamá de seis hijos y abuela de 15 nietos.

Blanca es madre soltera y actualmente vive con una de sus hijas, durante este proceso se dio cuenta de quienes son sus familiares ya que no recibió apoyo de muchos de ellos pero esto no fue un obstáculo para seguir adelante y vencer al cáncer.

“Salir adelante es una lucha que día a día me ha marcado y cuatro de mis nietas han sido importantes durante este proceso ya que su inocencia ha sido la luz al final del túnel, que me ha dado la fortaleza para continuar esta lucha y ahora que soy sobreviviente es una segunda oportunidad de vida para seguir adelante y poder darle gracias a Dios por un día más de vida”, comenta Blanca.

Te puede interesar: https://www.revistaamiga.com/nora-rios-nos-inspira-por-su-historia-de-valentia-tras-vencer-el-cancer-de-mama/

Blanca fue diagnosticada de cáncer de mama en diciembre de 2017. Se presentó en el Hospital San Juan de Dios a una cita médica en donde una doctora le realizó una biopsia y ordenó una mamografía dando como resultado cuerpos extraños y los médicos tomaron la decisión de ingresarla para efectuar exámenes más profundos.

Fue así como a Blanca la operaron ya que el cáncer estaba en etapa 4. Los doctores le afirmaron a Blanca que este era el inicio de un proceso largo ya que se vendrían quimioterapias y seguidamente las radioterapias.

“Jamás pasó por mi mente que los exámenes fueran a salir malos. En mi juventud no tuve ninguna enfermedad, siempre fui activa pero mi vida cambió a las 40 años cuando me operaron de la matriz de la tiroides vesicular y tuve una operación ambulatoria de mi pecho por el historial antes descrito para mí fue impactante recibir la noticia de otra enfermedad más”.

Blanca comenta que proviene de una familia con historia de sobrevivientes de cáncer. “No podía aceptar que tenía esa enfermedad en donde tuve la necesidad de buscar ayuda psicológica y aceptar que en ese momento era una paciente y ahora soy una sobreviviente”.

La operación fue un éxito pero el proceso de recuperación fue lento y difícil porque es una operación dolorosa que necesita de los cuidados necesarios para su cicatrización y sanación.

“Después de la operación me tocó recibir un tratamiento de quimioterapia y me realizaron un total de ocho y a los 15 días de la primera el cabello se comenzó a caer. Esto provocó que me deprimiera mucho y llorara todos los días. Cada día de quimioterapia, mi cuerpo tuvo diferentes reacciones y al culminar este proceso iniciaron las radioterapias que me provocaron ardor en la piel y resequedad.

Blanca comenta que fue un proceso duro de enfrentar y su vida dio un giro de 180 grados y fue un nuevo amanecer, una nueva oportunidad para continuar viviendo. Estoy agradecida con Dios por la oportunidad de continuar viviendo, con los médicos porque utilizaron sus conocimientos para poder vencer al cáncer y a la Asociación “Reconstruyendo Vidas”, quienes fueron un pilar fundamental en este proceso y se encuentran pendientes del bienestar de su familia y a las personas que considera sus amigos y no la han dejado sola en este proceso.

Te puede interesar: https://www.revistaamiga.com/gloria-monroy-una-valiente-sobreviviente-del-cancer-de-mama/

El consejo que Blanca brinda a las demás mujeres es que se realicen el autoevalúen y que todas las mujeres conozcan su cuerpo ya que es mejor prevenir que lamentar.

“Tener cáncer no es símbolo de muerte, es sinónimo de lucha, vida y que juntas podemos luchar. También es importante que busquen ayuda como muchas de nosotras lo hemos hecho que se realicen su mamografía para detectar la enfermedad a tiempo y salir de muchas dudas. Cuidémonos porque juntas podemos”.