blog

La lente progresiva no es lo mejor al trabajar frente a una pantalla

Con el paso de los años las lentes progresivas pueden ser un alivio enormemente práctico para la vida cotidiana, pero cuando uno tiene que estar sentado muchas horas delante de una pantalla no son lo ideal.

Por: DPA

Las lentes progresivas ayudan a ver bien tanto de cerca como de lejos, y por eso son tan útiles para manejarse en el día a día, pero a su vez tienen un espectro pequeño, explica el especialista alemán en optometría y oftalmología Stephan Degle.

Las lentes suelen ser diseñadas para que la persona vea nítidamente a la distancia con una postura de cabeza estándar. Pero si está mirando un monitor a distancia media puede que vea un poco borroso.

Te puede interesar: https://www.revistaamiga.com/algunos-trucos-para-no-perder-la-motivacion-durante-el-teletrabajo/

Lo que sucede entonces es que las personas que tienen lentes progresivas trabajan muchas veces reclinando la cabeza hacia el cuello para poder mirar con la parte baja de las lentes, que son para mirar de cerca y les permiten leer en el monitor con nitidez. Pero eso puede causarles problemas cervicales.

Degle recomienda utilizar en esos casos lentes para ver de cerca, ya que tienen un campo visual grande e incluso permiten ver con nitidez varios monitores a la vez aunque se encuentren a distintas distancias. Lo mejor es hacer una consulta con el oftalmólogo y evaluar opciones.

Te puede interesar: https://www.revistaamiga.com/la-desmotivacion-en-el-teletrabajo-y-sus-consecuencias/

De todos modos, hay una regla básica que rige para todos: tanto los escolares como los estudiantes y los trabajadores tienen que hacer pausas cuando están mucho tiempo delante de la pantalla. Es fundamental dejar que los ojos descansen. Pestañear de vez en cuando y mirar en la distancia de tanto en tanto también relaja los ojos.

dpa